Río Adra

Recorre el suroeste de la provincia almeriense y recoge aguas de las cumbres de Sierra Nevada (tanto de la provincia granadina como de la almeriense), de la Sierra de la Contraviesa (Granada) y de la Sierra de Gádor. Sus principales aportes las recibe de las lluvias y tras el deshielo, siendo el Valle que forma, el que más precipitaciones recibe de toda la provincia. Los barrancos que lo forman reciben los nombres de las localidades por donde pasa, al igual que ocurre durante gran parte de su recorrido, donde toma el nombre de las localidades por donde transita.

Recoge sus primeras aguas en el Puerto de la Ragua (2.000 metros), en el límite de las provincias de Granada y Almería, a través del arroyo del Palancón al que se le suma antes de llegar al municipio de Bayárcal el arroyo Anchuelo que recoge las aguas de diferentes barrancos de la vertiente sur del Chullo (2.611,855 m). A partir de la unión se llama río Bayárcal y a lo largo de su recorrido, que se adentra en la provincia de Granada (recibe los nombres de río de Picena y de Cherín), para regresar de nuevo a la provincia almeriense y unir sus aguas a las del río de Alcolea.

Arroyo del Palacón

El río de Alcolea recoge las aguas de la vertiente norte de los Peñones del Mediodía (2.345 m) y de la este del Morrón del Chullo (2.548 m) donde recibe el nombre de río de Paterna recibiendo aportes de numerosos barrancos hasta pasar la pedanía de Guarros y adentrarse en el término municipal de Alcolea, donde toma su nombre hasta unirse a las aguas del río Bayárcal. El río de Alcolea es el primero que recibe aguas de la vertiente nororiental de la Sierra de Gádor donde destaca la rambla del Mortero.

Con la unión de estas aguas se forma el río de Lucainena, que sirve como limite natural de la provincia hasta que se el une el río Nechite (que trae las aguas de otros ríos y barrancos de las cumbres de Sierra Nevada de la provincia de Granada) poco antes de alcanzar Darrícal, donde toma su nombre hasta llegar al Embalse de Benínar. A éste también le llegan las aguas de la Rambla de Hirmes (Sierra de Gádor) y de la Rambla de Turón (Sierra de la Contraviesa).

Tras la presa del Embalse toma el nombre de río Verde hasta llegar a la pedanía de El Río Grande (Berja) donde comienza a llamarse río Grande, nombre con el que también se le conoce, posteriormente se le une por su margen izquierda el río Chico, y toma el nombre de río Adra, hasta su desembocadura.

El río Chico es el mayor afluente del río Adra que recoge las aguas de la Sierra de Gádor, recibiendo prácticamente todos los arroyos que descienden de su vertiente oeste y que sirven para regar la rica vega de Berja. Además de abastecer de agua las diferentes pantanetas y balsas para embalsar el agua para el regadío. Además se nutre también de numerosas aportaciones de agua subterránea a través de nacimientos y fuentes. Recibe aguas, principalmente durante época de lluvia, del barranco de los Caballos y de las ramblas de Cherín, del Cid, de Castala, de Juvina, del Higueral, de Santa Lucía, de Benegí y del Boquerón.

Comentarios Facebook

Río Adra

Recorre el suroeste de la provincia almeriense y recoge aguas de las cumbres de Sierra Nevada (tanto de la provincia granadina como de la almeriense), de la Sierra de la Contraviesa (Granada) y de la Sierra de Gádor. Sus principales aportes las recibe de las lluvias y tras el deshielo, siendo el Valle que forma, el que más precipitaciones recibe de toda la provincia. Los barrancos que lo forman reciben los nombres de las localidades por donde pasa, al igual que ocurre durante gran parte de su recorrido, donde toma el nombre de las localidades por donde transita.

Recoge sus primeras aguas en el Puerto de la Ragua (2.000 metros), en el límite de las provincias de Granada y Almería, a través del arroyo del Palancón al que se le suma antes de llegar al municipio de Bayárcal el arroyo Anchuelo que recoge las aguas de diferentes barrancos de la vertiente sur del Chullo (2.611,855 m). A partir de la unión se llama río Bayárcal y a lo largo de su recorrido, que se adentra en la provincia de Granada (recibe los nombres de río de Picena y de Cherín), para regresar de nuevo a la provincia almeriense y unir sus aguas a las del río de Alcolea.

Arroyo del Palacón

El río de Alcolea recoge las aguas de la vertiente norte de los Peñones del Mediodía (2.345 m) y de la este del Morrón del Chullo (2.548 m) donde recibe el nombre de río de Paterna recibiendo aportes de numerosos barrancos hasta pasar la pedanía de Guarros y adentrarse en el término municipal de Alcolea, donde toma su nombre hasta unirse a las aguas del río Bayárcal. El río de Alcolea es el primero que recibe aguas de la vertiente nororiental de la Sierra de Gádor donde destaca la rambla del Mortero.

Con la unión de estas aguas se forma el río de Lucainena, que sirve como limite natural de la provincia hasta que se el une el río Nechite (que trae las aguas de otros ríos y barrancos de las cumbres de Sierra Nevada de la provincia de Granada) poco antes de alcanzar Darrícal, donde toma su nombre hasta llegar al Embalse de Benínar. A éste también le llegan las aguas de la Rambla de Hirmes (Sierra de Gádor) y de la Rambla de Turón (Sierra de la Contraviesa).

Tras la presa del Embalse toma el nombre de río Verde hasta llegar a la pedanía de El Río Grande (Berja) donde comienza a llamarse río Grande, nombre con el que también se le conoce, posteriormente se le une por su margen izquierda el río Chico, y toma el nombre de río Adra, hasta su desembocadura.

El río Chico es el mayor afluente del río Adra que recoge las aguas de la Sierra de Gádor, recibiendo prácticamente todos los arroyos que descienden de su vertiente oeste y que sirven para regar la rica vega de Berja. Además de abastecer de agua las diferentes pantanetas y balsas para embalsar el agua para el regadío. Además se nutre también de numerosas aportaciones de agua subterránea a través de nacimientos y fuentes. Recibe aguas, principalmente durante época de lluvia, del barranco de los Caballos y de las ramblas de Cherín, del Cid, de Castala, de Juvina, del Higueral, de Santa Lucía, de Benegí y del Boquerón.

Comentarios Facebook